jueves, 14 de septiembre de 2017

Las cuatro estaciones, las cuatro caras de Ryuutama

Una de esas pequeñas joyas que llaman la atención durante el año por su originalidad es, sin duda, el juego de rol Ryuutama, publicado en nuestro idioma por la editorial Other Selves, y que, como ya anunciaron, han puesto este año a la venta un pequeño suplemento de aventuras. ¡Ya no hay excusa para no lanzarse a los caminos!


Las cuatro estaciones es un suplemento publicado por Other Selves en rústica con grapa, con interior en blanco y negro con ilustraciones y un total de 47 páginas numeradas. El exterior está ilustrado en color con el formato que ya se vio en el manual básico aunque se ha cambiado la paleta de colores. La ilustración también se mantiene en la línea de lo visto en el manual básico, colorida y sencilla, casi como si fuera para niños.


Las cuatro estaciones, como ya se ha indicado, es un compendio de cuatro aventuras, una por cada uno de los Ryuujin del juego, para aventureros de nivel 2 o 3. Cada una está escrita por un autor, algunos muy conocidos del mundillo rolero en español. Representan los diferentes tipos de historias que se pueden narrar. Consta de los siguientes módulos:

El misterio de los bastones ausentes.
Las sandías de El Observatorio.
La ciudad de sol poniente.
Laberinto de espinas.


Cada una de estas aventuras viene sintetizada en pocas páginas gracias a la forma de presentarlas que tiene el juego mediante la hoja de objativo, la hoja de aventura, las fichas por escena y la hoja de población en caso de tener que describir una. Es labor del Narrador rellenar los huecos narrativos, pero el esqueleto de la aventura está perfectamente trazado, así como el tipo de escena, etc. todo de forma sencilla y visual, sin equívocos.

Al texto, bien escrito y maquetado, lo acompaña alguna que otra pequeña ilustración. Se echa en falta alguna más, pero para un libro de este tamaño, casi un folleto, no se le puede pedir mucho más pues el texto tampoco da para mucha más iluminación.


Las aventuras son variadas y sencillas, lejos de las épicas historias de otros clásicos de la fantasía. Un "rol de estar por casa" casi más apropiado para jugar con gente que se inicia en el rol o niños que para aquellos acostumbrados a sistemas e historias más complejas, no en vano este sistema está más pensado para jugar pequeñas partidas que para hacer campañas complejas.


Unos amigos llegan a casa en breve y la idea es echar una partida, no hay tiempo a inventar o preparar algo muy complicado... aquí tienes cuatro módulos listos para jugar que con unos minutos de preparación, unos lápices y hojas de personaje puedes echar a rodar en cualquier momento. Su precio es reducido, como es de imaginar, y sus historias pueden dar pie a una agradable tarde de septiembre. No apto para aquellos que busquen aventuras demasiado épicas y luchas contra liches y dragones pero sí para aquellos que gusten de la interpretación y quieran pasar un buen rato.

1 comentario: